jueves, 4 de abril de 2013

La resurrección de nuestros sueños..



Hoy mi deseo es hablar de la resurrección de los sueños, cuando ya nosotros lo hemos intentado todo y pareciera que no hay salida es ahí donde entra a actuar Dios,  porque las metas se lograran porque El moverá lo que sea necesario y enviará a las personas indicadas para que "nos den la mano y ayuden a levantarnos  y podamos volver a intentarlo". Siempre hago referencia de que el Señor Jesucristo, padeció, sufrió abandono en muchas áreas de su vida, fue dejado sólo mientras vivió los últimos momentos dolorosos en su camino a la cruz, pero después de éste padecimiento murió, pero lo mejor de todo fue que resucitó y fue glorificado.
En el libro de San Mateo 28:6 dice No está aquí, pues ha resucitado, como dijo
Cuando murió el Señor Jesucristo, pasado el día de reposo las mujeres que fueron a ver el cuerpo del Señor al sepulcro se les presentó un ángel  del Señor, y les dijo que había resucitado que fueran y lo dijeran a los discípulos, y que allí verían al Señor resucitado.

Les recomiendo leer un tema que escribí hace un año que se llama ir a la cruz del calvario, donde hago referencia lo que verdaderamente significa "morir a los sueños".
Quizás nuestros sueños y anhelos hayan "muerto" pero hoy les digo y tengo la seguridad de compartirles que si creen que Dios puede hacerlo y toman la decisión de mejorar el caminar con el Señor, y le obedecen, pueden estar seguros que resucitarán todos los sueños y muchos verán y creerán que sí vale la pena orar, perseveran, tener fé  que con Dios podemos lograrlo.
Y al igual que las mujeres que fueron a buscar a un Jesús muerto pero se sorprendieron al ver que había resucitado  así mismo sucederá con nosotros, cuando muchos crean que estamos acabados, se sorprenderán al ver que hemos sido bendecidos grandemente.

Debemos estar gozosos cuando estemos enfrentando las adversidades, pero también les comparto que es importante continuar realizando y enfrentando nuestras diferentes labores ministeriales,
familiares, laborales, etc. No podemos darle espacio a que las situaciones difíciles nos derrumben.
Luego cuando todo haya pasado y entremos en tiempos de victoria entenderemos que hemos sido formados para ayudar a otros, porque Dios colocará personas junto a nosotros que vivirán experiencias iguales o parecidas a las que nosotros padecimos en el pasado.
También es importante tener en cuanta que algunas de las personas que se levantaron en contra nuestra en tiempos de dificultad o "muerte de los sueños", éstas personas quizás vayamos tener que ayudarlas cuando estemos en tiempos de victoria.(ahí demostraremos el amor del que evangelizó el Señor Jesucristo cuando estuvo en la tierra).


Como podemos ver nuestros sueños resucitados...

1.Enfrentando las diferentes adversidades que se presenten, ahí demostramos carácter integro frente a los demás, pero lo más importante es que sentiremos internamente crecimiento personal.
2. Creyendo a las promesas
3.Perseverando en unidad con el Padre, hijo y El Espíritu Santo, ser constantes
4.Servicio, debemos servir en nuestro ministerio
5.Estar gozosos mientras pasamos las dificultades
6.Evangelizar, ya que es la gran comisión que nos encargó el Señor Jesucristo
7. Tener nuestra visión clara
8. Mantener buenas relaciones laborales, familiares y de amigos

Lucelly




No hay comentarios:

Publicar un comentario